Páginas web y ventas en modo automático: la combinación perfecta 

El ser humano es de costumbres, y una de las últimas costumbres que hemos incorporado a nuestro día a día es la de acudir a internet cada vez que necesitamos algo. Para informarnos, para comparar, para debatir… y sobre todo, para comprar. En este artículo hablaremos sobre cómo, como empresarios y empresarias, podemos sacar partido a esta nueva costumbre y convertirla en una oportunidad para nuestro negocio.

La vida en el hecho digital

Pocas cosas nos han facilitado la vida de una forma tan radical como lo ha hecho internet. Pero eso tú ya lo sabes, porque eres precisamente una de esas personas que lo utilizan a diario. Has buscado tutoriales, has comparado precios, te has informado sobre la pieza que le hace falta a tu vehículo, has calculado la ruta hasta la gasolinera más cercana, has buscado dónde adquirir un motor de repuesto para la última máquina que acabas de incorporar a tu nave… y seguro que, ahora más que nunca, lo utilizas de manera habitual para comprar.

Pero hoy no quiero hablarte de internet desde el punto de vista del consumidor, sino de cómo se ve internet desde el otro lado: el lado de las empresas que aprovechan todas las ventajas del medio digital y las utilizan para crear oportunidades para su negocio, que son incomparables a cualquier otra.

¿Conoces a tu buyer persona?

Si has leído con anterioridad alguno de nuestros artículos, sabrás dos cosas. La primera, que es fundamental para cualquier negocio tener presencia en internet. La segunda, que para que esa presencia en internet funcione, debe estar orientada al Cliente, a un tipo concreto de Cliente.

Es importante incidir en esto porque debemos tener siempre en mente cuál es nuestro objetivo final: vender, por supuesto, pero sobre todo, vender a aquellos que realmente están interesados en nuestro producto o servicio, no a aquellos que nosotros creemos, o creíamos, que deberían estar interesados.

Para salvar esa diferencia, tenemos que poner el foco en conocer a esos clientes específicos; cómo actúan, qué objetivos persiguen o con qué sienten frustración con su solución actual. También podemos ayudarnos de herramientas especializadas que nos ayuden a monitorizar la relación del Cliente con nuestra marca, para que el mensaje llegue de una forma más fluida, personalizada y adecuada.

Páginas web y ventas en modo automático: la combinación perfecta

La construcción de una página web o comercio electrónico y la posterior automatización de ventas son nuestros aliados ideales para este fin. 

Tener presencia digital en forma de web o tienda online es solo uno de los primeros pasos dentro de esta cadena de transformación digital que desemboca en la materialización y automatización de ventas pero, como todos los primeros pasos, es fundamental hacerlo de la forma correcta, ya que será la base de todas las fases que vendrán después.

Como decíamos, internet se ha convertido en la herramienta definitiva, la utilizamos para todo, y saber sacarle partido y aprovecharlo para nuestro negocio es nuestra obligación como responsables de su crecimiento y expansión. 

Piensa por un segundo en tu empresa y pregúntate: ¿es conocida tu marca en el entorno digital? ¿Lo que vendes u ofreces puede encontrarse ahora mismo en internet? ¿Te lo pueden comprar? Ahora, piensa en cómo te sientes tú al hacer cualquier compra online. ¿Es un procedimiento cómodo, que da seguridad, garantiza una atención al cliente instantánea e incluso permite hacer un seguimiento del pedido? Eso que percibes tú como consumidor al hacer una compra por internet son las mismas sensaciones que tienen, o tendrán, tus Clientes al comprar a través de tu comercio electrónico, y sería perfecto que todos esos atributos se adhieran a su vez a tu propia marca.

Para poder automatizar ventas, es indispensable que preparemos nuestra página web para este fin. ¿Qué sabemos de alguien que ha estado navegando por nuestra web durante varios minutos? ¿Hemos recabado información sobre este usuario? ¿O lo hemos dejado escapar sin más, después de todos los esfuerzos que hemos hecho para atraerlo a nuestra web?

Debemos intentar conocer a quien navega por nuestra web, intentar hacer un seguimiento de las páginas sobre las que han mostrado mayor interés y tratar de recopilar datos que nos permitan contactar con él en el futuro. Es lo mismo que sucedería en la vida real, donde realizamos acciones comerciales y un seguimiento del Cliente hasta que logramos formalizar la venta.

Gracias a estas herramientas que digitalizan nuestro negocio y nos ayudan a automatizar las ventas, contamos con un nuevo canal de venta dentro de nuestra empresa, el que será, con toda probabilidad, el más importante desde el momento en el que lo implementemos.

Si lo prefieres, puedes escuchar este artículo en formato podcast: